como la pólvora

Xanadu-20 de Agosto de 2010. Kermit the Frog

Si, como la pólvora se entiende la tentación totalitaria. Ahora les toca los cántabros donde una mente preclara ha decidido liberar a sus profesionales de dilemas y controversias. Por correspondencia y algo de chulería han aplicado el famoso metodo CPC (Calidad en la Prescripcion por Cojones). Aunque algo complejo para mentes normales este método consiste basicamente en “turecetaloque tedelaganaqueyolocambiareporloquequiera” a lo que se añade “queparaesosoyeljefeytengoelordenadorporelmango”. Sus principales elmentos son prescripción informatizada, poca decencia gerencial y algo de atonía profesional.
Es el mismo método e indicador que con alguna variantes se viene aplicando con más pena que gloria en las comunidades autónomas de Castilla-La Mancha y País Vasco con decepcionantes resultados iniciales. Prestigiosos médicos y sociedades científicas han callado, cuando no apoyado estas medidas en un claro indicio de que la atención primaria necesita renovar sus lideres con urgencia.

CANTABRIA

Más de la mitad de los medicamentos que se recetan son genéricos

El Sistema Cántabro de Salud afirma que los historiales clínicos serán modificados a través del sistema informático y que nunca intervendrá una persona física

Noticia originalRecetar un medicamento en base a su principio activo es la tendencia habitual en los países europeos y Cantabria quiere seguir sus pasos. En este momento, en el 52% de las recetas que se extienden en la región aparece el principio activo y no el medicamento original. El objetivo es llegar al cien por cien, aunque no hay una fecha tope para ello.
Ésta es la razón por la que a finales del pasado mes de julio, la gerencia del Sistema Cántabro de Salud (SCS) envió una circular a los médicos de Atención Primaria indicándoles que en breve desaparecerían de las historias clínicas de los pacientes los medicamentos originales cuyo principio activo fuera la atorvastatina y el clopidogrel y cuyas marcas comerciales son ‘Zarator’ y ‘Cardyl’, en el caso de la primera, y ‘Plavix’ e ‘Iscover’, en el caso del segundo.

Pero los galenos pusieron el grito en el cielo y el Colegio Oficial de Médicos de Cantabria ha llegado incluso a amenazar con acudir a los tribunales si no se retira esta iniciativa. Los profesionales consideran que al tener que entrar en los historiales clínicos de sus pacientes para cambiar las prescripciones «se vulnera la seguridad y la confidencialidad» de los enfermos. También dudan de que los genéricos de estos fármacos tengan la misma eficacia que los originales.
Sin embargo, desde el SCS se aseguró a este periódico que «en ningún momento se nos ha pasado por la cabeza que nadie no autorizado tenga acceso a los historiales clínicos. Los cambios se harán a través del sistema informático. Existe un programa capaz de realizar estas modificaciones sin necesidad de que ninguna persona física tenga que estar en contacto con los mismos. No se van a visualizar los datos de los pacientes».
Por otra parte, esta misma fuente afirmó que «este procedimiento ya se ha utilizado en Cantabria con anterioridad. No es una medida nueva y también lo están aplicando en otras comunidades autónomas. En ningún caso se ha registrado algún incidente porque nunca se ha vulnerado la confidencialidad».

Genéricos seguros
En cuanto a la eficacia de los genéricos, recordó que «son medicamentos seguros y de calidad, que han sido evaluados y autorizados por la Agencia Española del Medicamento, con todas las garantías posibles».
En este sentido indicó que «lo importante es el principio activo, con el cual está demostrado que se puede luchar contra la enfermedad. Cualquier genérico que lo contenga puede ser recetado, ya que su eficacia está demostrada, aunque no aparezca recomendado para una patología concreta».
Ésta fue precisamente una de las críticas vertidas por los médicos contra esta medida. Aseguraron que en el caso del principio activo del clopidogrel, en la ficha técnica de su genérico no aparece que esté indicado para el síndrome coronario agudo.
Aunque la estrategia para sustituir en las prescripciones los medicamentos originales por los genéricos comenzó en 2005, el despegue no llegó hasta el año pasado. Desde 2009 han ido ganando terreno los medicamentos sin marca en las recetas extendidas en Cantabria.

About these ads

10 comentarios en “como la pólvora

  1. FernandoG dijo:

    Como bien sabes, y desconozco si muchos más lo saben..la Conserjería de Sanidad del Pais Vasco ha tomado la determinación de controlar la prescripción de cuatro principios activos: atorvastatina, clopidogrel, Residronato Semanal , y Losartan con Hidroclorotiazida (que curioso que el Losartán solo nó..)

    Declaración de Osatzen : Sociedad de Médicos de Familia del Pais Vasco en relación con la medida tomada por la Consejeria :

    3-Han sido tomadas sobre cuatro medicamentos de más de un centenar posibles, por lo que esperamos que esta medida sea próximamente ampliada con mayor valentía..

    4-Han sido tomadas sin un entorno flexible de incentivos que permita animar a los que se adhrieran y penalizar a los que, sin ninguna justificación, boicoteen la medida

    El consejero Abengoa ha declarado: “Los médicos que consideren que el genérico no es adecuado para su paciente deberán justificar la prescripción del fármaco de marca por escrito”

    Temo cuando los cuatro principios se amplien a cién, estaremos todo el día pendiente de justificar, o ¿dejaremos que el ordenador prescriba lo que nos dicen que prescribamos..?

    Resulta que aquí no se cuestiona la justificación de prescribir en base a la MBE y a los protocolos, como hace cuatro días de un bifosfonato para la osteoporosis. Ahora les da lo mismo que recetemos uno que es genérico, siempre que no recetemos el que se toma en dos día seguidos.. ( pues coño, no lo registres…)

    Les da lo mismo que recetemos un Losartan solo en forma de marca, pero parece que lo que les importa es que recetemos el mismo producto asociado a hidroclorotiazida siempre que no tenga marca.. Aunque en la farmacia les den un producto que siendo genérico tiene como apellido Liconsa, Goibela, Farmalter, Farmalider, Ranbaxygen, Tarbis, Silanes, Uxa Asol, Vir, Spi , que en su casa les conocerán…
    Y en la farmacia les cambiarán cada vez que puedan la marca en función de que ganen más..
    Y resulta que yo nunca he recetado Clopidogrel. Todos vienen del hospital prescrito por el neurólogo, el cardiólogo. Y puede venir en el informe en forma de genérico, en cuyo caso no existe problema, o puede venir con el nombre de marca, la primera receta prescrita y ya tenemos formado el lio cuando vienen a por otra..
    Por cierto en una comunidad limítrofe esto ya ocurre con el programa de consulta: eliges una marca de estos cuatro principios activos o de metamizol, o de sertralina y la receta que se imprime es del principio activo. Y si quieres a pesar de todo elegir marca, tienes que dar unos clicks más que es en definitiva elegir de una forma premeditada lo que la gerencia no quiere..Dentro de uno o dos años, nos tirarán de la oreja.. o más..

    Y resulta que el gasto farmacéutico aumenta y aumenta, a pesar de que también aumenta el numero de recetas de genéricos..
    ¿No será que el problema y la solución es otra..?
    Pero como bien dices Rafa.. debemos estar equivocados, porque parece que solo tú, yo y alguno más, espero, pensamos de otra forma..

    • Alto y Claro Fernando, aunque supongo que inutilmente seguiremos en la brecha frente a los atropellos, como bien dices no es un debate sobre genericos o sobre eficiencia del sitema sanitario publico, sino sobre la libertad profesional y sus enemigpos

  2. antonio dijo:

    hola,
    soy un joven médico de família de barcelona.
    sigo vuestros blogs desde hace un tiempo. rafa, me costó entender tu posición cuando salió el debate, pq creo q defiendes una pequeña parcela de la prescripción (pocas veces me importa si la amoxicilina q doy es en pastilla o en sobre, que se discuta con el famaceútico) pero sí muy importante (respetar lo q el médico ha prescrito).
    vaya por delante, lo q dice el compañero, primero hay q prescribir bien. los especialistas también.
    sobre el tema os puedo hablar de un pequeño estudio q hemos hecho en nuestra comarca(60% respuestas de todos los médicos), a raiz de q el año pasado no pidieron cambiar a genérico todo lo posible, y el resultado fue nulo. preguntamos a los médicos de família por qué no habían hecho cambios y q creen q habría q hacer para q se icieran más cambios, partiendo de la base de q en general los genéricos son buenos para el sistema (menos gasto para hacer lo mismo).
    resultados:
    -al 51% no se le había explicado por qué había q hacer el cambio (beneficios, estrategias …)
    -48% lo consideraba clínicamente poco relevante (obvio, pero explica la poca motivación)
    -79% lo encontraba económicamente relevante (obvio, somos sensibles a la crisis)
    -sólo 12% aducia q no tiempo como motivo para no cambiar a genéricos (no es problema de tiempo)
    -83% se quejaba de la confusión q generaba en los mayores/analfabetos los cambios de marca de genérico q hacen las farmacias ( a ver si se enteran de q eso no es bueno)
    -85% creian q cambiar a genérico confundía a la gente mayor/analfabeta.
    -un 21 % piensan q los genéricos no presentan la misma eficacia q la marca original (es para pensárselo)

    -74% proponía reducir la lista de principios activos a canviar (centrarse en los más caros)
    -77% querrían saber el ahorro q supone (saber para qué haces el esfuerzo)
    -71% querrían material de soporte para hacer el cambio (trípticos, pósters …) y un 87% campañas informativas de las autoridades sobre EFG
    -34% en contra del cambio centralizado por la administración (como el de la polémica), 17% abstención, y 49% a favor (tan polarizados como vosotros!)
    -83%querrían prescribir por princpio activo y olvidarse de marcas y presentaciones.
    -68% no financiarían la diferencia de precio entre marca y genérico (veríamos si entonces les hace el mismo efecto)

    en fin, solo eran datos de una comarca para emmarcar el debate. saludos.

  3. Juan Quintana dijo:

    Aaaay, cuántos días de ingreso de más se producen en las plantas hospitalarias, cuántas pruebas repetidas “para estar seguros del tó”, cuántas concertaciones con clínicas privadas “porque yo, por la pública puede que tarde 2 años en operarle, señora”, cuántas prescripciones en urgencias de ibuprofeno+pantoprazol para un esguince leve, cuántas cajas de medicamentos almacenadas en los botiquines de los pacientes…
    Hay tantas cosas donde poder recortar…

    De acuerdo con potenciar el uso de genéricos, pero no con zancadillear la libertad de prescripción basada en el uso racional del medicamento. La prescripción no es sólo el coste de la cajita, hay muchas otras variables en la relación médico-paciente. Vale que los genéricos ahorran per sé, pero tampoco está tan claro que no aumenten otros costes: problemas de duplicidad de tratamientos, sobredosis o rechazo, incumplimiento y desconfianza por cambios de colores, excipientes…; visitas extra (coste intangible) por falta de comercialización, desabastecimiento, dudas terapéuticas…

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s